La 4T es una mentira  - LJA Aguascalientes
17/01/2022

La falta de resultados del gobierno de López Obrador es absoluta. La llegada al poder de Morena no ha significado ningún avance para el país. Es más, muchas de las problemáticas que venía arrastrando México desde hace décadas, se han profundizado y se han convertido en bombas de tiempo. La ingobernabilidad es una de éstas. 

La transformación que dicen representar es una mentira, pues desde su actual posición, el grupo político del tabasqueño se ha servido con la cuchara grande y ha faltado a la mayoría de sus promesas. 

“Vamos a combatir la corrupción al más alto nivel”. “Vamos a terminar con los privilegios de la clase política”. “Vamos a separar el poder político del económico”. “Vamos a pacificar el país y a regresar el Ejército a sus cuarteles”. “Vamos a responderle a Trump, tuit por tuit”. 

Bueno, pues todo eso se quedó en buenas intenciones, porque la historia que ha marcado al gobierno federal de Morena la conocemos todos: protección a funcionarios corruptos del gobierno desde los órganos del poder; “pase de charola” y relaciones de beneficio con empresarios del país, empoderamiento del Ejército como nunca antes se había visto y sumisión absoluta frente al trumpismo. 

Las mentiras, los desatinos y las contradicciones son cada vez más grotescas y evidentes, que el presidente ya no sabe a qué recurrir en “la mañanera” para evitar que la sociedad hable de lo que está pasando en el país. El fracaso en el manejo de la pandemia es otro ejemplo: ¿cómo esconder más de 100 mil muertos bajo el telón de la propaganda?

Los mexicanos saben que las cosas no están bien, saben que el presidente miente todos los días al decir que la pandemia está domada, la economía en recuperación y que ya no hay masacres. La realidad desnuda al discurso oficial sin piedad, por ello la aprobación de López Obrador y de su partido continúan en picada. 

De hecho, una encuesta realizada por Gabinete de Comunicación Estratégica (GCE) al inicio del sexenio, señalaba que el 70% de los mexicanos esperaba que con Andrés Manuel le iría mejor. Sin embargo, a enero de este 2021, la popularidad del tabasqueño ha caído por lo menos 10 puntos desde el inicio de su mandato. Los mexicanos, pues, saben que la transformación se quedó en el discurso. 

Sin embargo, en el reciente foro “Tomando el pulso a México, ¿qué nos dicen las encuestas?”, organizado por el periódico El Financiero, Jorge Buendía, director de Buendía & Laredo, precisó que ante el desencanto que ha causado el gobierno morenista, se espera un voto fragmentado que se dividirá entre los partidos de oposición. 

Es por ello que la conformación de alianza y de estrategias regionales, para ganar las elecciones a nivel local, se vuelve fundamental en el proceso electoral que está en puerta. 

“No mentir, no robar, no traicionar”. Aquellos principios que enarbola el presidente, chocan con su gobierno, un gobierno marcado por las mentiras y la falta de resultados, que se desmorona cada vez más y que ya no encuentra justificantes que alcancen para, como se dice coloquialmente, “taparle el ojo al macho”. 

La 4T es una falacia y un ligero contraste de los dichos con los hechos es suficiente para evidenciarlo. Les quedó muy grande la responsabilidad.



Show Full Content
Previous ¡Al diablo con las instituciones! Que es lo mismo, debilitar a los Organismos Autónomos/ Arcana Imperii
Next El tono de 2021: audaz, fuerte y amoroso/ Matices 
Close

NEXT STORY

Close

En 2019, Aguascalientes tuvo una aportación al PIB de 1.3%

10/12/2020
Close