La turba y la tribuna/ Bajo presión - LJA Aguascalientes
28/05/2024

Una vez que Morena y sus rémoras aprobaron en la Cámara de Diputados la reforma al Poder Judicial de la Federación, incluido el artículo transitorio con que se propone ampliar dos años más el mandato del ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Zaldívar Lelo de Larrea, el también presidente del Consejo de la Judicatura Federal apareció en diversos medios para declarar que él no busca extender su periodo, en un comunicado oficial añadió: “Ejerceré el cargo de presidente de la SCJN y del CJF por el periodo para el cual fui electo por mis pares y estaré a la determinación de la SCJN respecto del precepto en cuestión. Reitero que seguiré cumpliendo con mi compromiso con la justicia que he defendido durante toda mi trayectoria”.

El fin de semana, las fracciones parlamentarias de Movimiento Ciudadano, PAN, PRD y PRI, anunciaron que promoverán una acción de inconstitucionalidad en contra del artículo transitorio de la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación; ya está lo que el ministro esperaba para pronunciarse, Arturo Zaldívar explicó que “por respeto al procedimiento legislativo que se encontraba en curso, no emití pronunciamiento personal al respecto”, en diversas entrevistas, el presidente de la SCJN abundó sobre el respeto a los cauces institucionales, a que en la misma Constitución se encuentran los medios de defensa y de control, a los que todos debemos someternos, cuando se le preguntó si los cuestionamientos por su silencio habían sido el peor ataque a su carrera profesional, el juez lo confirmó y explicó que dejó seguir la acometida porque “sería irresponsable de mi parte que, por hacer caso al clamor popular de cierto sector y querer quedar bien como una especie de héroe que se inmola, actuar con irresponsabilidad”, por eso decidió no pronunciarse hasta aprobada la reforma, para no “abonar a la confrontación del país”.

La Corte resolverá si es inconstitucional el artículo transitorio de la reforma al Poder Judicial de la Federación, los insultos, las diatribas y descalificaciones contra Arturo Zaldívar por parte de la turba mediática y en las redes, se quedan, el daño está hecho, no importa, porque cuando la horda exige que declare el acusado, se le debe obedecer, de inmediato, sin importar los cauces institucionales o que la demanda vaya en contra de lo que se defiende.

Es inútil señalar la conducta de la turba, ya está distraída con otra cosa, la inestable emocionalidad del colectivo furibundo no repara en detalles, actúa para la tribuna, son los otros, con sus gritos y likes quienes aprueban su actuar, no importa si es la exposición de su vida privada, el meme gracioso sin argumento que los representa, la frase matona que citan como si fuera una idea propia o un asunto de interés público, da lo mismo; de esa irresponsabilidad colectiva se aprovechan los partidos políticos para continuar actuando en un ambiente polarizado en el que no tiene cabida la deliberación serena, el intercambio de ideas y la priorización de los asuntos a discutir.

La falta de imaginación de la oposición se alimenta del clamor de la turba y así se exime de la búsqueda de propuestas para mejorar el estado de las cosas, no importan los propósitos, lo que creen que incide es tener una opinión y a partir de eso fundamentar su posición.

La posible intentona reeleccionista es el pretexto perfecto para gritar desde la tribuna y sumar seguidores, la ignorancia y alevosía con que actuaron quienes promovieron un artículo inconstitucional ya quedó en segundo plano, no se volverá a discutir hasta que los lambiscones del presidente quieran darle otro regalo envenenado, mientras eso ocurre hay causas, movimientos, víctimas y comunidades enteras que además de nuestra participación exigen ser visibilizadas, atendidas, y que ni siquiera estamos pensando por estar absortos por el clamor de la turba.

Coda. Del famoso soliloquio de Macbeth: “Mañana, y mañana, y mañana… La vida no es más que una sombra andante… Es un cuento relatado por un idiota lleno de ruido y furia”, tomó William Faulkner para el título de una de sus grandes novelas, la primera parte del relato está a cargo de Benjy, un idiota, para entender nuestra realidad, como en la novela, nos hacen falta las otras perspectivas, atender otros relatos e incluirlos en la interpretación.

 

@aldan



Show Full Content

About Author View Posts

Edilberto Aldán
Edilberto Aldán

Director editorial de La Jornada Aguascalientes
@aldan

Previous LJA 26/04/2021
Next La Purísima… Grilla: Imposiciones
Close

NEXT STORY

Close

Día de Reyes/ De imágenes y textos

06/01/2022
Close