Las prácticas abusivas de Uber Eats y Cornershop ahora se expandirán a Starbucks, Sanborns y Burger King - LJA Aguascalientes
21/02/2024

Las plataformas de entrega de productos y alimentos a domicilio están creciendo con una gran rapidez. Aplicaciones, como Uber Eats, Rappi, Cornershop o similares han expandido sus operaciones en México y a nivel internacional año con año, aprovechando incluso la pandemia de COVID-19 para aumentar sus ventas.

Precisamente, la llegada de la pandemia y las restricciones impuestas para contenerla provocaron que varios restaurantes y establecimientos tuvieran que cerrar sus puertas. Otros, proveedores de insumos básicos, como supermercados, tuvieron que adaptarse sobre la marcha para sostener sus ventas mediante el comercio en línea.

Esto representó una oportunidad para empresas como Uber Eats, la cual ahora asesora a compañías de Grupo Alsea y Carso para ofrecerles sus sistemas de procedimientos. De esta forma pueden ser más eficientes a la hora de implementar su comercio en línea. Entre las marcas que tiene Alsea podemos encontrar a Starbucks, Burger King, Domino’s Pizza, Vips, Chili’s, Italianni’s, entre otras. Por otra parte, Carso tiene como una de sus principales firmas a Sanborns, la cual genera gran parte de sus ingresos.

Si bien estas empresas mantienen sus marcas y generan su clientela, todo el proceso detrás de la entrega de productos corre por cuenta de Uber Eats, asegurando que estos lleguen a las consumidoras finales. Cabe recordar que esta alianza no es la única estrategia de expansión que ha cerrado esta compañía trasnacional, pues hace no mucho adquirió Cornershop México.

El crecimiento local e internacional de esta clase de empresas se ha sostenido gracias a la participación de su plantilla laboral, quienes acuden al establecimiento a recoger los productos solicitados y los entregan hasta los domicilios de quien los requirió. No obstante, el trato que reciben es sumamente precario, llegando a violar incluso las leyes laborales vigentes.

Entre las acciones abusivas que cometen estas empresas se encuentran no reconocer a las y los repartidores como empleados, sino como socios. Esto les permite no otorgarles prestaciones ni seguridad laboral, darles como pago una parte muy pequeña de las ganancias y también la capacidad de despedirles sin justificación alguna.

La alianza entre negocios restauranteros y plataformas de entrega les permitirá expandir su mercado y por lo tanto incrementar sus ganancias. No obstante, por la forma en la que han actuado en México, probablemente los beneficios no lleguen de igual forma a las y los repartidores.


Show Full Content
Previous Feminicidios, violación y violencia familiar en foco rojo por alta incidencia
Next Continúa la aplicación de segundas dosis de vacunas contra COVID-19 para personas de 40 a 49 años en el municipio de Aguascalientes
Close

NEXT STORY

Close

Ponen en marcha el programa Taxista Vigilante

05/04/2017
Close