El premio Digna Ochoa, para Felipe Cazals - LJA Aguascalientes
06/12/2021

 

APRO/Columba Vertiz

 

Por el aporte con su docudrama Digna… hasta el último aliento para aclarar el caso de la abogada veracruzana Digna Ochoa y Plácido (encontrada sin vida a sus 37 años de edad el 19 de octubre de 2001 en su despacho de la colonia Roma), el cineasta Felipe Cazals, fallecido el pasado 16 de octubre, fue distinguido con el premio que lleva el nombre de la defensora de los derechos humanos.

La ceremonia sucedió el mismo día que se cumplieron los 20 años de la muerte de Ochoa, en el auditorio igual llamado como ella de la Comisión de Derechos Humanos de la Ciudad de México. Ahí sorprendió una silla vacía con el nombre del realizador. La presea la entregó el Grupo de Acción por los Derechos Humanos y la Justicia Social (Gadhjs). Primero se pidió un minuto de aplausos para el realizador de las películas de culto Canoa, El apando, Las Poquianchis y Los motivos de Luz.

Después, el reconocimiento a Cazals fue recibido en su nombre por la actriz, productora y también activista Vanessa­ Bauche, quien interpretó a Ochoa en Digna… hasta el último aliento (de una hora 58 minutos y cuyo estreno ocurrió en el Festival Internacional de Cine de Berlín en 2004), de manos de Jesús, hermano de Ochoa.

Cabe destacar que también a Bauche (Ciudad de México, 1973) le fue entregado el mismo reconocimiento por su interpretación como Digna; la cinta ofrece más de 60 testimonios de criminólogos, periodistas, defensores de derechos humanos y abogados amenazados, religiosos, policías, analistas políticos, luchadores sociales, familiares, militares y amigos, “que determinan el perfil de la activista”, resultado de 180 horas de grabación.

Cazals muestra en el largometraje información de que la abogada fue asesinada, rechazando la causa del suicidio, como entonces lo dio a conocer la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal, cuyo titular era Bernardo Bátiz (Proceso 1422).

Bauche, en entrevista telefónica con Proceso, resaltó la responsabilidad social “inherente a la obra del maestro a lo largo de un proyecto de vida, donde fue congruente, valiente, incisivo y totalmente comprometido con la verdad histórica en la justicia social de México”.

La también intérprete de Amores perros, de Alejandro González Iñárritu, expresó que el asunto de Ochoa será un parteaguas en el sistema de impartición de justicia, ya que se espera que la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en diciembre próximo, emita un falló positivo para que el Estado mexicano reabra el caso.


Bauche, además cantante, recordó que la audiencia del CIDH se efectuó virtualmente los pasados 26 y 27 de abril, y como Cazals tuvo problemas para conectarse vía internet, ella le narró todo. Además, mencionó que el pasado viernes 15 de octubre le comunicó que le entregarían el premio Digna Ochoa, pero él le informó que no asistiría por problemas de salud y la remitió con su esposa Rosa Eugenia Báez, “sin saber que al día siguiente trascendería”.

Jesús Ochoa y Plácido, en conversación con este semanario después de la ceremonia de entrega del premio –también otorgado a otros activistas– enfatizó que Digna… hasta el último aliento ha sido una importante contribución en el suceso de su hermana:

“Platiqué con Felipe Cazals en varias ocasiones y prácticamente él estaba muy seguro de que el caso Digna Ochoa había sido un homicidio. Y no hay duda sobre eso. El cineasta efectuó una investigación profunda. Realizó muchas horas de entrevistas y nosotros en algunas ocasiones le pedimos información, nos dio parte, él también corría muchos riesgos y yo lo entendí, por eso no aportó todo lo que poseía, porque eran cosas muy comprometedoras. El entonces subprocurador Renato Sales Heredia fue el creador de la versión del suicidio, a mediados de diciembre del 2001.

“Todo lo que aportábamos a la Procuraduría lo utilizaban para encuadrarlo dentro de la hipótesis del suicidio. Entonces, qué bueno que el maestro Cazals no aportó toda su investigación. Probablemente hablaremos con su esposa, a ver si es posible que nos pueda aportar algo más, algún video”.

Cabe destacar que Renato Sales Heredia es el actual fiscal general de Campeche, propuesto por la gobernadora Layda Sansores.

Asimismo, el abogado de la familia Ochoa y Plácido, David Peña, apreció igualmente el nivel de la película como fundamental para el caso:

“Primero, el colocar a Digna como una mujer acosada, que sufría amenazas y actos de agresiones, fue importante porque la hizo humana y dejó fuera todas las versiones sobre que estaba trastornada y que padecía problemas mentales. Y segundo, desde luego que en la reconstrucción ficcionada que realizó Cazals de los hechos, todos los datos apuntan a un homicidio, lo cual ha mantenido durante muchos años viva esa hipótesis del asesinato, que al final él lo podía decir en términos artísticos, y lo que nos tocaba a nosotros era probarlo en terminos judiciales, en términos legales, y eso fue lo que hicimos. Nos tardamos, porque la justicia en México es lenta y la justicia internacional también”.

Y recalcó:

“Entonces la película de Cazals fue literalmente un aliento también para seguir exigiendo justicia y para seguir sobre todo recalcando los puntos que eran inverosímiles en la versión de la Procuraduría. Creo que eso fue clave. Lo lamentable no era que lo sostuviera el gobierno, sino que durante muchos años una parte del movimiento de los derechos humanos se inclinó por la hipótesis del suicidio”.

La periodista Blanche Petrich, quien además recibió el mismo premio, recordó que desde que se estrenó Digna… hasta el último aliento, “con Cazals y Pilar Noriega, amiga y compañera del bufete de Digna, formamos el club contra la hipótesis del suicidio y nos reunimos durante todo ese periodo mínimo cada tres meses para desahogarnos, para escuchar la santa ira del magnífico Felipe contra la injusticia”.

 

“Una obra maestra”

En 2003, antes del estreno, el narrador y guionista de cine, dramaturgo, periodista y fundador de este semanario, Vicente Leñero, escribió en Proceso que el docudrama “es una obra maestra por su habilidad para informarnos, para interesarnos, para conmovernos y para enfurecernos”.

También destacó que “ningún reportaje ni ningún alegato han dicho tanto como lo que muestra esta impresionante película documental sobre Digna Ochoa”. Continuó:

“Pero Cazals no alega ni discute ni sermonea. Se limita a presentarnos testimonios y más testimonios. De quienes la conocieron de cerca, pero también de quienes la descalificaron en vida y de quienes protegen con indolencia o con intereses oscuros a sus asesinos.” (Proceso 1394)

Por su parte, en febrero de 2004, Cazals expresó en entrevista que la injusticia y el atropello lo impulsaron a crear Digna… hasta el último aliento:

“El trabajo de Digna Ochoa era un ejemplo absolutamente fuera de serie, lo que se llama luchadora social. Hay mucho interés por desvirtuar lo que eso significa. Ser un defensor de derechos humanos es muy difícil. El arrojo, la decisión, la integridad y la valentía que ella tuvo durante el tiempo que le tocó ejercer esa profesión, me parece sobresaliente.

“Si algo me queda claro de todo el trabajo de investigación, todo el sondeo de testimonios y demás elementos con los que trabajamos, es que estaba muy lejos de agredirse con su propia mano”.

 


Show Full Content
Previous La obra maestra de Lagarce en manos de Karla Cantú
Next Diputadas analizan sacar del presupuesto para igualdad de género los programas prioritarios del presidente
Close

NEXT STORY

Close

Descarta el PAN que temas de la diversidad sexual obstaculicen alianza con el PRD

16/07/2017
Close