Jenaro Villamil y el asesinato de periodistas/ Convicciones  - LJA Aguascalientes
28/05/2022

Jenaro Villamil Rodríguez (Mérida, 1969) ha combinado la tarea de periodista con la de funcionario público. En febrero de 2019, el presidente López Obrador lo nombró responsable del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano, que se integra a partir de los distintos medios públicos que tiene el gobierno.

Angélica Recillas en un artículo publicado en Etcétera (25.01.22) nos recuerda lo que Villamil, entonces valiente periodista, dijo el 17 de mayo de 2017 en una entrevista concedida a Carmen Aristegui, para CNN. Habían pasado dos días del asesinato del periodista sinaloense Javier Valdez:

“Estamos en una larga noche del periodismo mexicano, es la peor época, pero la peor sin duda, mucho peor que en vísperas de la Revolución. Mucho peor que en la época del Porfiriato, muchísimo peor que en la época de la Guerra de Reforma contra el periodismo.

Es decir, hay una deliberada acción de omisión de acción, por lo menos, del Estado Mexicano para no investigar ninguno de los casos y hay también una especie de suicidio político del mismo Estado mexicano para no resolver, no intervenir y simple y sencillamente dar conferencias como la que dio el señor Osorio Chong o como los tuits que manda Enrique Peña Nieto diciendo que gira instrucciones, como si se tratara de un trámite burocrático.

Y entre que gira instrucciones se han acumulado en su sexenio 44 periodistas asesinados y en los últimos diez años se han acumulado 126 periodistas asesinados. Como va, el sexenio de Peña Nieto va a romper récords en número de periodistas asesinados”.

El sexenio del presidente Peña Nieto terminó con 47 periodistas asesinados. Tres más de los que en la entrevista mencionó Villamil. Y como lo planteó era realmente una noche muy oscura para el trabajo de los periodistas. Es cierto que en ese sexenio se rompieron los récords históricos del número de periodistas a quienes se quitó la vida.

En el gobierno en el que ahora trabaja, en tan solo tres años, han sido asesinados 54 periodistas. Se rompen, con mucho, el récord nefasto del gobierno anterior. De seguir así los crímenes contra los informadores serán 108 al finalizar este sexenio. Cada uno de estos asesinatos es un atentado contra la libertad de expresión. El 95 % de estos quedarán, como hasta ahora, impunes. Villamil, el funcionario público calla. Ya no es el valiente periodista de antes.

La declaración que el Villamil periodista hizo en 2017 vale para juzgar al gobierno al que sirve. Y por la dimensión de los crímenes los calificativos a utilizar serían todavía más duros. El número de los asesinatos en el gobierno de López Obrador es ya mayor a los de todo el sexenio de Peña Nieto. Tomando sus propias palabras se podría decir que ahora: “Estamos en una larga noche del periodismo mexicano, es la peor época, pero la peor sin duda, mucho peor que en vísperas de la Revolución. Mucho peor que en la época del Porfiriato, muchísimo peor que en la época de la Guerra de Reforma contra el periodismo”. Así es. El Villamil burócrata nunca lo dirá.

 


@RubenAguilar  

 


Show Full Content
Previous Organizar una elección/ Debate electoral 
Next IEE aprueba presupuesto de ingresos y egresos para el año 2022
Close

NEXT STORY

Close

Andrajos por pulmones / Cocina Política

21/02/2017
Close