El futuro es hoy/ Debate electoral  - LJA Aguascalientes
04/07/2022

 Varias situaciones nos colocan, para este proceso electoral, en condiciones inéditas. Desde el hecho de que todo parece indicar que serán solamente mujeres quienes sean postuladas a las candidaturas por los partidos políticos para la elección de la gubernatura, hasta el que se presenten, por primera vez, cuatro modalidades distintas de votación que coexistirán, con sus propias características, todas brindando la certeza que se requiere en la organización electoral.

La primera modalidad es la votación tradicional. Como se viene haciendo desde hace tiempo, la autoridad electoral ordenará la impresión de más de un millón de boletas, con las habituales medidas de seguridad (papel especial, tinta invisible, número de folio, código de barras, entre otras) que distribuirá en las casillas que se instalen a lo largo y ancho del territorio del estado.

Sobre esta modalidad no habrá innovaciones con respecto a lo visto en elecciones anteriores. Quizá valga la pena recordar que existen las boletas suficientes para que todas y todos los electores encuentren la suya en la casilla correspondiente, y que para votar basta una marca, la que sea, sobre el emblema del partido político de su preferencia, que demuestre de manera fehaciente la voluntad de la persona electora, sin necesidad de que sea con el instrumento de escritura que se proporciona, por lo que, si alguien requiere llevar su propio marcador, sin problema lo podrá hacer, siendo totalmente válida esa votación.

La segunda modalidad es la que realizarán las y los aguascalentenses residentes en el extranjero. Esta votación se encuentra prevista en la legislación federal y local. Requiere de una solicitud que realiza la persona residente en otro país al Instituto Nacional Electoral para poder ejercerla, y en ese mismo momento la definición de alguna de las formas de emitir el sufragio, ya sea mediante el voto postal, o bien, a través de votación electrónica por internet. Tal solicitud debe realizarse antes del 10 de marzo.

El voto postal no es sino una boleta con las mismas características del voto tradicional que se envía y recupera a través de un servicio de mensajería a domicilio; la votación por internet será a través de una plataforma diseñada para generar un usuario y una contraseña que permiten la identificación de la persona votante. Ambas otorgan la facilidad a las personas que no se encuentran en territorio mexicano para ejercer su derecho de una manera eficiente.

Este ejercicio, en su modalidad postal, ya se realizó en la elección de la gubernatura anterior, bajo condiciones distintas a las de esta elección. En seis años ha habido avances no solamente en lo tecnológico, sino en lo logístico electoral que permitirán incrementar sustancialmente la participación en el voto extranjero.

La tercera modalidad será un ejercicio que llevará a cabo el INE en territorio de la entidad. Se trata de la utilización de urnas electrónicas en algunas casillas seleccionadas que sustituirán las boletas impresas. Gracias al invaluable apoyo del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana de Jalisco, quien proporcionará 50 urnas electrónicas, en igual número de mesas receptoras de votación la ciudadanía podrá emitir su voto no en una boleta de papel, sino en una herramienta similar en estructura a un cajero electrónico que ahorrará significativamente dinero y tiempo.

En el aspecto económico, la emisión del voto en las boletas impresas en papel representan un gasto adicional dadas las tramas de seguridad con las que cuentan. El voto electrónico pretende, entre otras ventajas, reducir el gasto de insumos de papel e impresión dado que lo que se obtiene como comprobante de la operación de la herramienta es un ticket muy similar a los que se proporcionan tras las compras en cualquier supermercado. Por lo que respecta al tiempo, la suma de los votos se da de manera inmediata una vez que finaliza la elección, reduciendo no solamente el cansancio físico del funcionariado tras la jornada electoral, sino el margen de error humano. Es decir, menos tiempo, menos dinero, igual o más certeza.

Por último, se ha determinado una prueba piloto implementando el voto anticipado. En otras latitudes, se encuentra prevista la posibilidad de que, por diversas causas, la población se inscriba en una lista de votación que le permita emitir su voto antes del día de la jornada electoral. Imagine usted el voto postal usado en la votación desde el extranjero, pero en territorio nacional.


Para la prueba piloto solamente serán consideradas las personas que, por cuestiones de salud, solicitaron en su momento la visita del módulo de credencialización del INE a sus domicilios para la expedición de la credencial para votar. Es decir, este ejercicio será válido, pero se circunscribe a ciudadanía que el INE tiene debidamente identificada, residente en el estado, a la que le será proporcionada una boleta impresa, si es que así lo solicita, a efecto de que pueda votar con anticipación a la jornada, siendo remitida por mensajería de regreso al INE para que sea contabilizada.

En colaboraciones posteriores habré de referirme a las nuevas modalidades de votación con el fin de que ustedes, estimadas lectoras, estimados lectores, conozcan los entresijos de estas, cuyas características son solamente de forma, porque en el fondo todas son igualmente seguras. Por lo pronto, y tal como lo preveíamos no hace mucho, el futuro nos ha alcanzado. También en lo electoral.

 

/LanderosIEE | @LanderosIEE


Show Full Content
Previous La Purísima… Grilla: Boyada
Next Xavier Marc nos deja una gran sensibilidad artística y creadora/ La escena 
Close

NEXT STORY

Close

Gobierno de Lozano de la Torre no iniciará la construcción de Territorio de Gigantes

30/06/2016
Close