La realidad de las estadísticas COVID en Aguascalientes: grave pero no es el peor momento - LJA Aguascalientes
24/07/2024

La pandemia de COVID-19, a más de dos años de haber comenzado a nivel mundial, aún no termina. Poco a poco va pasando a ser una endemia, lo cual se refiere a una enfermedad con presencia permanente, que tiene aumentos de actividad en ciertas temporadas del año.

A pesar de las campañas de vacunación y los cuidados implementados, se siguen registrando grandes picos de esta enfermedad en todo el mundo. La aparición y transmisión de nuevas variantes ha ocasionado nuevas olas de contagios, las cuales incluso superan a las anteriores en magnitud. Este fue el caso de México y Aguascalientes, pues la variante Ómicron, de intensa transmisión, provocó que aumentaran exponencialmente los casos confirmados.

Los datos suministrados por las autoridades sanitarias a nivel local dejan ver que durante los primeros días de 2022 los casos aumentaron de forma importante.

La cifra más alta alcanzada fue de 1 528 contagios confirmados en un día, la cual se registró el 4 de febrero. Por otro lado, de acuerdo a datos del ISSEA, la semana del 16 al 22 de enero fue cuando se alcanzó el mayor número de casos positivos, que llegó a 2 300 en ese lapso de 7 días.

La cifra de hospitalizaciones y fallecimientos también siguió esta tendencia. Tomando también los datos proporcionados por las instancias locales, los decesos llegaron a niveles inéditos en el tiempo que lleva vigente la emergencia sanitaria. La semana del 23 al 29 de enero, lamentablemente 51 personas perdieron la vida. Esto indica que el promedio de muertes subió otra vez, llegando a 11 personas en esa semana.

A pesar de lo que indican los datos, cabe señalar que al hacer un procesamiento de los mismos podemos ver que este no es el peor momento de la pandemia en el estado. Los datos públicos del CONACyT, visibles en la página coronavirus.gob.mx, muestran que la tasa de defunciones en este territorio llegó a 0.91 el 23 de enero de 2022. Esta se obtiene al hacer una división de los casos registrados por cada 100 mil habitantes, lo que permite hacer una comparación.

El punto más álgido de muertes ocasionadas por COVID-19 en la entidad se registró en noviembre de 2020, cuando la tasa llegó a 1.25. Lo que muestra esta cifra es que ahora, aunque los casos han aumentado enormemente, el peligro de fallecimiento no es tan alto como en ocasiones anteriores.

Esto se puede explicar gracias a la vacunación, pues esta permite que una persona tenga mayor protección en contra de la COVID-19. Así, la mayor parte de las personas enfermas solo experimentan un cuadro leve, que no requiere hospitalización ni intubación.

No obstante, es importante mencionar que el riesgo aún no termina, por lo que es necesario implementar cuidados preventivos. Cortar la transmisión del coronavirus es importante, pues de esta manera se evita que surjan nuevas variantes y más personas se contagien. Con acciones como lavado de manos, distanciamiento social y uso de cubrebocas es posible contribuir a que llegue el fin de la pandemia.



Show Full Content
Previous Tepezalá, en Aguascalientes, convirtió la Instancia de la Mujer en Instituto
Next El periodismo independiente es el que más nos daña, afirma AMLO
Close

NEXT STORY

Close

Se presenta en Campus Sur el proyecto Hidrockálidos

24/09/2015
Close