El Ganso llorón | La Purísima… Grilla - LJA Aguascalientes
18/07/2024

Lástima

Andrés Manuel López Obrador da vergüenza, ha rebajado la comunicación institucional a un permiso para presentarse como la víctima única en un país arrasado por la tragedia y el desastre, sin hablar del México infame en que con la complicidad de las autoridades, el crimen organizado decide sobre la vida de las personas. Encubierto por la investidura presidencial que emplea como manto para victimizarse, en la conferencia matutina del 30 de octubre, López Obrador dedicó 3 horas 35 minutos 31 segundos (la mañanera más larga en lo que va de su sexenio) a acusar a los medios, todos, de manipular a la gente para atacar al presidente, de desinformar por la cobertura que se ha realizado de los daños que generó el paso del huracán Otis en las costas de Guerrero.

Zopilotes

Queda claro que tener una cifra exacta de los afectados por el huracán Otis es prácticamente imposible, el efecto devastador del fenómeno seguirá arrojando víctimas a medida que las autoridades lleguen a los territorios en donde golpeó el fenómeno, por eso es ridículo que López Obrador intente minimizar el número de víctimas y en su afán de excusar a su gobierno incluso contradice las cifras que su misma administración da a conocer (45 muertos y 47 personas desaparecidas); cuando en la mañanera se le confrontó con esos datos, el presidente arremetió contra los medios: “Se distorsiona mucho el manejo de la información, más que nada se manipula por los medios de información convencional. Ayer tuve que hablar sobre ese tema, porque estaban como buitres buscando fallecidos”, como si la cobertura y el servicio que se proporciona a la sociedad fuera algo que se hace contra él. López Obrador aprovechó para pegarle a Vicente Fox y Felipe Calderón, por supuesto, pero insistió en culpar a los medios, “estoy hablando de la actitud tan vil de la mayoría de los medios de información, que son de manipulación. Como tienen problemas con nosotros porque los dueños de los medios y no pueden robar como antes, están queriendo aprovecharse de la desgracia, de esta tragedia para sacar algún provecho. Son temporadas de zopilotes”.

El ganso incansable

Cuando uno cree que López Obrador no puede superar la falta de empatía, siempre hay una declaración que muestra su desapego con la realidad, molesto por las preguntas en la mañanera, para zanjar el tema presumió las obras que ha realizado su administración para asegurar que en tiempo récord se realizará la reconstrucción de Acapulco, soberbio, el presidente aseguró“¿Qué no hicimos el Aeropuerto Felipe Ángeles en dos años? ¿Qué no vamos a hacer el Tren Maya en cinco años? ¿Qué no vamos a poder levantar Acapulco en muy poco tiempo? ¡Claro! Decir que vamos a poner de pie a Acapulco, ¡me canso ganso! ¡Ya, ya!”, ordenó López Obrador para que no siguieran cuestionándolo sobre el tema. Así que ya sabemos lo que le espera a los damnificados de Guerrero, al menos este sexenio: inauguración de obras sin terminar o francamente inútiles y mucho, mucho plumaje esponjado en la autocelebración de los éxitos, como nos tiene acostumbrados López Obrador.

Aguas con la luz

La Comisión de Vigilancia del Congresito recibió de mano de los presidente municipales sus propuestas de leyes de ingreso, desde las 8 de la mañana en que acudió Antonio Arámbula al palacio legislativo, hasta cerca de mediodía en que Leonardo Montañez cruzó la plaza para entregar su propuesta por más de 4 mil 600 millones de pesos todavía calientita porque el Cabildo se la acababa de aprobar en sesión extraordinaria. El presidente de esa comisión, Jaime González de León, dijo que los diputados revisarán con mucho cuidado esas leyes para que no les fueran a meter un gol, pero que no espera ninguna sorpresa pues se han mantenido conversaciones previas con los presidentes municipales… Nomás que quién sabe de qué hayan platicado con el alcalde capitalino, porque el diputado González de León aseguró que ningún presidente municipal había mencionado que se cobrará impuestos por el alumbrado público, mientras que Leonardo Montañez indicó que, con un cambio en la metodología, sí se había propuesto el Impuesto de Servicio Integral de Iluminación Municipal (SIIM), ya que si se dejara de cobrar, el municipio podría dejar de percibir hasta 130 millones de pesos anuales; así que seguramente se armará el merequetengue.

Sorpresa


Como usted sabe, recientemente la Suprema Corte de Justicia de la Nación declaró inconstitucional cualquier cobro de impuesto en materia de alumbrado público, y se exhortó al Congresito para que no avalara cualquier cobro relacionado, aunque le cambiaran el nombre de alumbrado público a iluminación municipal; tras recibir la propuesta de ingresos de Leonardo Montañez, el diputado Jaime González dijo que no estaba enterado de las intenciones de ningún municipio de cobrar este impuesto, vaya sorpresa que le espera a los diputados ahora que revisen las leyes de ingresos; aunque por la forma en que suele “trabajar” el Congresito no dude que pasarán las leyes municipales tal y como fueron entregadas, en espera de que la Corte los vuelva a reconvenir. Para cerrar este asunto, hoy a las 10 de la mañana, la administración de Teresa Jiménez Esquivel hará entrega en el Palacio Legislativo del Proyecto de Paquete Económico, del que hasta el momento se sabe que se tiene previsto un incremento de 1,500 millones de pesos y, además, está la promesa del secretario de Finanzas, Alfredo Martín Cervantes García, de no incluir nuevos impuestos, pero ya sabe, no hay que descuidarse, con eso de que los gobiernos creen que con cambiarle el nombre a las cosas basta, es decir, se tiene prevista un “ajuste” del 4.5 en relación con la inflación que se espera para el 2024, ya es tarea de los diputados ponerse a trabajar y asegurar que esos ajustes no se conviertan en incrementos desmesurados.

Chiripada

Por cierto que en la pasarela informal de presidentes municipales que fueron al Congresito se pudo notar el contraste entre los aspirantes priistas a reelegirse en sus alcaldías, mientras que Humberto Ambriz Delgadillo aseguró que Pabellón de Arteaga seguirá siendo tricolor, a pesar de los deseos del perredista Cuauhtémoc Escobedo, mientras que cuando los compañeros de la prensa intentaron abordar el tema con el alcalde de San José de Gracia, Luis Manuel Reyes González, pues nomás no hubo ni para atrás ni para adelante porque parece que al presidente municipal nomás no le acaba de caer el veinte del cargo que desempeña, con él todo es improvisación y, como si fuera morenita, cualquier dato relacionado con ese municipio es una herencia del pasado que tendrá que ser resuelta… sí se nota la diferencia entre quien está haciendo los amarres para continuar su carrera política y aquellos a los que el cargo les cayó de chiripada.

La del estribo

También se notó la diferencia entre quien ya tiene amarrada la reelección y quien ya no puede hacer más, el alcalde de Calvillo, Daniel Romo Urrutia llegó al Congresito acuerpado por varios de sus regidores, mientras que la llegada de Antonio Arámbula fue mucho más discreta, seguro los jesusmarienses ya saben que al santo que hay que encomendarse no necesariamente es quien hoy es su jefe. Así las cosas pues.


@PurisimaGrilla

 


Show Full Content
Previous UAA oficializa compromiso institucional con el Acceso Abierto No Comercial a la ciencia
Next La Auditoría Superior detecta irregularidades por 7 mil 175 mdp en la Cuenta Pública 2022