Y ahora el tema de las audiciones. ¿Qué está pasando con la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes? | El banquete de los pordioseros por Rodolfo Popoca Perches - LJA Aguascalientes
24/02/2024

Durante la semana estuve echando un ojo a mis archivos que tengo de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, tengo programas de mano prácticamente de todas las temporadas, revisando fechas de óperas, conciertos memorables y conciertos especiales, en fin, me sumergí un poco en la historia de esta nueva versión de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, -no olvidemos que tenemos noticias de una entidad musical llamada Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, por lo menos y comprobable, desde 1923, cuando era dirigida por el maestro Apolonio Arias, y soy insistente con este tema porque me parece importante, imprescindible incluso, tener en cuenta que nuestra Sinfónica tiene por lo menos cien años de haber sido creada, claro con una vida intermitente a mediados del siglo XX, pero el hecho de que la primera versión de la OSA cumpla en 2023 cien años de su creación es sumamente significativo y de importancia mayúscula- en fin, te comentaba que hojeando mis archivos concentré mi atención en un programa del año 2005, fue la temporada llamada Noches de Verano, el director general del Instituto Cultural de Aguascalientes era el Dr. Víctor González Esparza, la verdad se te extraña Víctor en las oficinas de Venustiano Carranza, no hacía mucho tiempo, tal vez unos meses que había sido nombrado como director de la OSA el maestro Román Revueltas que iniciaba un primer período que duraría 12 años como titular de nuestra máxima entidad musical, pero lo que me llenó de nostalgia y de una profunda tristeza es ver la plantilla de los músicos integrantes de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes, 82 músicos, y con ese personal evidentemente se puede abordar sin complejos cualquier repertorio, te recuerdo que nuestra Sinfónica es una de las orquestas mexicanas, y no creo que sean muchas, que han tocado todo el robusto corpus sinfónico de Gustav Mahler, nueve sinfonías que para su ejecución exigen un centenar de músicos, por lo menos 90 lo cual se puede lograr con la contratación de unos cuantos extras para completar la plantilla orquestal que pide Mahler, claro, la octava, conocida como la de Los Mil que es un caso especial y que fue interpretada por la OSA en abril de 2004, o Bruckner, otro de los grandes sinfonistas con exigencias orquestales muy generosas, pero hoy, tenemos una orquesta muy debilitada porque muchos músicos se han jubilado, otros han buscado una oportunidad en otras orquestas, algunos lamentablemente han fallecido, todo esto es inevitable e incluso comprensible, lo triste e incomprensible es que las plazas que quedan vacantes por estas causas no están siendo ocupadas y se quedan ahí, probablemente el Instituto Cultural las destine a otra dependencia del propio ICA, no lo puedo afirmar porque no me consta, sólo intento explicarme qué sucede.

De cualquier manera, yo me sentí optimista cuando supe que se publicarían las convocatorias para audiciones en diferentes secciones de la OSA, pero después el desencanto cuando no se podía acceder a los requisitos, finalmente se pudo, pero ahora mi preocupación es que algunos conocidos míos, más de uno, por cierto, me han platicado que han enviado un correo electrónico mostrando su interés en participar en las audiciones y no han recibido respuesta, se supone que las fechas para las audiciones son del 14 al 16 de noviembre, tengo entendido que son 10 vacantes disponibles, la de concertino, una para violín fila, dos para viola y tres para violoncello también fila, trompeta fila, flauta coprincipal y flauta coprincipal picolo. Hasta el momento de escribir las presentes líneas no sé cómo esté el asunto de las inscripciones para participar en las audiciones, pero sé de personas interesadas que hasta hace unos días no habían recibido respuesta a su solicitud, así que hay que estar al pendiente y ver qué sucede y que no nos digan que las audiciones se cancelan porque no hubo participación.

Por otro lado, esta noche es el quinto concierto de temporada, o capítulos como se han llamado este año, y lo programado para hoy es un concierto que se le titula Estudiantina Sinfónica, la verdad qué flojera, ¿estudiantina sinfónica? Por Dios. Para este concierto se ha invitado a la Tuna Aguascalentense dirigida por Oscar Malo y el concierto será dirigido por el maestro Pascual Aquino, excelente músico que es principal de la sección de clarinetes de la propia Orquesta Sinfónica de Aguascalientes. Lo triste, y otra vez con mis tristezas y decepciones, es que este concierto sí se ha promocionado, no como debería promocionarse un concierto cualquiera de la Sinfónica, pero al menos enviaron boletines de prensa a los medios de comunicación y algunos periódicos lo publicaron. También se publicó este boletín en algunas revistas como es el caso de Líder Empresarial, mi pregunta es, ¿por qué no hacer lo mismo con cada uno de los conciertos de la Orquesta Sinfónica de Aguascalientes?, ¿qué intereses hay en este concierto en particular?, no obstante el nivel musical que se presenta esta noche es infinitamente inferior, es decir, no podemos comparar el repertorio de una tuna con el repertorio para el que fue creada una identidad musical llamada orquesta sinfónica, o filarmónica, da lo mismo.

Mejor vámonos a disfrutar del Réquiem de Fauré en la Parroquia de Nuestra Señora de los Bosques a las 20:00 de hoy viernes con la participación de los solistas Arely Odette, soprano, Carlos Arturto Mendoza, bajo, Ensamble Coral y Orquestal Laus Deo y la dirección del maestro Isidro Ortiz, la entrada es libre, y ya la próxima semana, el concierto de la OSA seguramente volverá a ser interesante, salvo claro, que repitan el de Metallica Sinfónico, ya veremos.


Show Full Content
Previous Ellos, los otros y Max Well | A lomo de palabra por Germán Castro
Next ¡God save the Rolling Stones! | Así es esto por Rubén Díaz López
Close

NEXT STORY

Close

Se abren más posibilidades para que jóvenes aguascalentenses estudien en Francia

22/09/2014
Close